La inversión hotelera en Valencia se dispara al calor del boom turístico

La inversión en el mercado hotelero valenciano se dispara en el primer semestre de 2019, alcanzando una cifra muy superior al conjunto del ejercicio en el año anterior, debido al auge turístico de la ciudad y las bajas rentabilidades en mercados urbanos más maduros. Más de la mitad de la inversión registrada se debe a la compra del hotel Meliá Valencia y el hotel Travelodge, operación intermediada por CBRE (Atom compra el Hotel Meliá Valencia por 43 millones de euros).

El volumen de venta registrado en el mercado hotelero de Valencia alcanza 110 millones de euros en el primer semestre de 2019, un 57% superior al ejercicio completo de 2018, con un total de 850 habitaciones. La transacción más destacada por volumen de venta corresponde al hotel Meliá Valencia por 42,3 millones de euros y al hotel Travelodge, un hotel de 116 habitaciones junto al aeropuerto de Valencia, por 15 millones de euros (Gran apuesta por Valencia: sumará once hoteles nuevos en siete años).

Maite Bargues, Senior Consultant de CBRE en Valencia y Baleares, explica que “este incremento en la inversión proviene principalmente de SOCIMIS y fondos de inversión y se debe a la positiva evolución y proyección turística de la ciudad, junto con las bajas rentabilidades que se están viendo en mercados urbanos más maduros como Madrid o Barcelona”. Ambas capitales se han cerrado por debajo del 5%, lo que supone entre 50 y 75 puntos básicos con respecto a la ciudad de Valencia (Senator vende un hotel en Valencia por 24,5 millones a un fondo suizo).

Además, los patrimonios privados también se han visto atraídos por este sector debido a la compresión en yields de sectores tradicionales como retail u oficinas. Buscan principalmente hoteles con contratos de renta fija en ubicaciones prime y operadores de primer nivel.

La plaza hotelera valenciana está mostrando una mejora sustancial de calidad en los últimos años y se espera que esta mejora continúe en los próximos ejercicios con nuevas adquisiciones para activos principalmente de categoría 4 estrellas. Se busca una adaptación a las necesidades actuales, así como poder atraer turismo de calidad que genere mayores efectos multiplicadores.

Un cambio significativo con respecto a los últimos años será la apertura de hoteles de categoría 5 estrellas. Actualmente hay cuatro establecimientos en proyecto que se sumarán a los 5 hoteles de 5 estrellas que hay actualmente en la ciudad. Veremos también importantes reformas, como la actual del hotel Ayre Hotel Astoria Palace con una inversión de 18 millones de euros para 204 habitaciones; con el fin de reposicionar activos y modernizar una plaza que actualmente se encuentra en su mayoría obsoleta. Serán también visibles nuevos conceptos híbridos de negocio en edificios que alberguen hoteles y espacios de coworking.

El auge del sector hotelero en Valencia es reflejo del conjunto del sector turístico, cuyos indicadores muestran una positiva evolución en el primer cuatrimestre de 2019. El RevPAR, Ingreso Medio por Habitación Disponible en Valencia, incrementa en un 4% respecto al mismo periodo del año anterior y la ocupación registrada aumenta un 2%. Este buen comportamiento se explica, en gran medida, por la mejora en la conectividad aérea de la ciudad, aumentando el número de pasajeros acumulado entre enero y abril en un 13%; el incremento del turismo de negocios (MICE) y el incremento de la demanda por parte del turista extranjero.

En julio la Comunidad Valenciana recibió 1,24 millones de visitantes internacionales, un 10,2% más,  que gastaron 1.368,5 millones, un 14,55% más, según los datos de Frontur y Egatur. Unos datos muy superiores a los de la media española, donde los turistas internacionales bajaron un 1,3% y el gastó subió un 2% (España recibió menos turistas extranjeros en julio pero gastaron más).